VIROLOGIA

Nuestra unidad de Virología trabaja para investigar y desarrollar tratamientos para dos áreas terapéuticas: HIV/ SIDA (Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida) y Hepatitis viral B y C.

Acerca del VIH/SIDA

El VIH / SIDA es una enfermedad crónica y potencialmente mortal causada por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). El VIH interfiere con el sistema inmunológico del cuerpo, dañando su capacidad para luchar eficazmente contra virus, bacterias y hongos. El sistema inmunológico dañado, pone a los pacientes en mayor riesgo de contraer infecciones peligrosas, que el cuerpo normalmente suele resistir, así como ciertos tipos de cáncer.

Cuando el SIDA fue identificado por primera vez hace unos 25 años, había pocas opciones de tratamiento. Ahora, si bien todavía no hay cura, los tratamientos de la droga han convertido al VIH en una enfermedad crónica tratable para muchos. Hoy en día hay 33,3 millones de personas que viven con el VIH / SIDA en todo el mundo, según el Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH / SIDA. Bristol-Myers Squibb ha sido un líder en el desarrollo de medicamentos y tratamientos innovadores contra el VIH / SIDA y seguirá haciendo de la investigación del VIH / SIDA una prioridad.

Nuestra empresa destina importantes recursos de Investigación y Desarrollo (I+D) para el desarrollo de nuevos medicamentos y tratamientos en la lucha mundial contra el VIH / SIDA. Estamos explorando nuevas formas de atacar el virus del sida y nuevas formas de lograr que el tratamiento sea más simple para el paciente a la hora de tomarlo.

Para solicitudes de Información Médica haga click aquí.
Para reporte de eventos adversos, haga click aquí.

Acerca de las Hepatitis Virales

La hepatitis es una inflamación del hígado causada generalmente por una infección viral. En particular, los tipos B y C dan lugar a una afección crónica en cientos de millones de personas y son en conjunto la causa más común de cirrosis y cáncer hepáticos.

La más común de las infecciones graves en el hígado, la hepatitis B, mata a unas 600.000 personas al año. De los más de dos mil millones de personas infectadas a nivel mundial, los informes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) indican que unos 350 millones tienen hepatitis crónica por virus B, que puede causar cirrosis y cáncer de hígado.

La Organización Mundial de la Salud estima que 170 millones de personas están infectadas crónicamente con hepatitis C, y aproximadamente tres a cuatro millones personas se infectan cada año. Al igual que la hepatitis B crónica, la infección viral crónica de hepatitis C puede conducir a complicaciones graves, como cirrosis y cáncer de hígado, y puede requerir trasplante de hígado.

Aunque los científicos han desarrollado algunas terapias efectivas en los últimos años para la hepatitis B y C, las necesidades médicas no cubiertas aún existen como resultado de problemas relacionados con la potencia, la resistencia y la tolerabilidad. Reconociendo estas necesidades, estamos trabajando para ofrecer nuevos tratamientos para ambas formas de la enfermedad muy extendida, altamente infecciosa.

Fuentes:

Para solicitudes de Información Médica haga click aquí.
Para reporte de eventos adversos, haga click aquí.